Niños en la malicia, pero maduros en el modo de pensar

“Dejad a los niños veníd a mi” y “para entrar al reino es necesario ser como niños” (palabras de Jesús) no significa quedarse estancado en la vida y no madurar jamás, ese es el error de muchas sectas y religiones.
La intención de mantener a seguidores en etapa de dependencia es muy útil a seudo maestros que necesitan de la mente infantil de sus discípulos.
Pablo escribió, ampliando el tema, “sed niños en la malicia, pero maduros en la forma de pensar” la madurez habla de salir de la etapa de la dependencia y también de la independencia del adolescente, madurar es comprender la interdependencia como pensamiento de una vida adulta que ha transitado las etapas anteriores.
Un maestro debe guiar a quienes le sigan a que ellos sean también maestros.
Quien frene esa madurez manifiesta la suya propia.
Las religiones tradicionales suelen pretender que los fieles sean siempre niños, sean siempre “hijos”, siendo “hijos” uno de los yoes pero no la totalidad del “Ser”
Usted debe de crecer, de madurar, de aprender la interdependencia.
Recuerdo haber pasado mi tiempo como “niño”, como “hermano menor” donde estaba bajo la tutoria de “otro”. Ese David era el David en rol de “niño”, de “hijo obediente” de objeto de otro. En este punto puede que pienses: pero hay que ser hijo desobediente? No dije eso, pero el hijo obediente crece y madura para hacer su vida adulta, para tener su familia e hijos, hijos que crecerán obedientes hasta que ya no tendrán que obedecer por haber llegado a la madurez.
Simple verdad?
Hace casi 6 años que envió una consigna diaria a casi 100 grupos de WhatsApp. Y no pretendo que la gente siga toda la vida bajo la consigna de PROGRAMA MATRIX, sino que podamos trabajar juntos, (o no) de manera interdependiente.
Dejando se ser niños, creciendo sanos y fuertes en el Camino.

Venga usted, póngase al lado mio… Hay mucho por hacer.
Deje el lugar de niño, ya está grande, ha comprendido que es Uno con el todo, que nada le falta, no es víctima de nada ni de nadie, es cocreador con su propia lingüística.
Deje de quejarse pidiendo la comida que otro le prepara, haga su propio desayuno, su almuerzo, merienda y cena.
Si se cae, se levanta, como toda persona madura.
Si es necesario interactuamos, también como adultos. Nos ayudamos como hermanos.
No hace falta que llore para que alguien le tienda una mano. Lave su cara, haga gimnasia calentando los músculos y póngase a hacer algo, mucho Camino queda por delante.
Deje de andar buscando alguna doctrina nueva que venga del Norte o del Este. Deje de buscar canalizaciones o predicaciones de otros, deje de querés comer alimento masticado por otro, como si fuese un bebé.
Deje de buscar una palabra de aliento, y levantese.
Cuando haya tomado esa decisión, entonces se dará cuenta que todo lo que buscaba afuera, ya lo tiene, pero ojo! Solo cuando deje de buscar afuera lo podrá hallar dentro.

“Niños en la malicia” es vivir con benevolencia
“Adultos en la manera de pensar” es vivir en interdependencia, como los miembros de un Cuerpo, que están unidos por coyunturas y ligamentos que se colaboran mutuamente.

Usted sabe de qué hablo verdad?

Yo (David Burchkartd (Hosting)) he pasado por estos caminos y he visto de todo, y aun veré mucho más, si… De todo.
Por favor que nadie retrase su madurez.

3 comentarios en “Niños en la malicia, pero maduros en el modo de pensar”

  1. Hola David,muy buen y bendecido día.. Hoy amaneció esto en mi celu y lleno de alegrías mi alma. Hace un tiempo venía sintiendo proponer este tema en Priorato y máster Marx que son los que comparto. TAMBIEN HE CAMIDO MUCHO Y VISTO MUCHO, QUIZA MAS DE LO DESEADO….Y SIGO VIENDO Urge estar listos para los nuevos tiempos. Muchas gracias. Abrazo bendecido en luz. CECILIA

  2. Hola David,muy buen y bendecido día.. Hoy amaneció esto en mi celu y lleno de alegrías mi alma. Hace un tiempo venía sintiendo proponer este tema en Priorato y máster Marx que son los que comparto. TAMBIEN HE CAMIDO MUCHO Y VISTO MUCHO, QUIZA MAS DE LO DESEADO….Y SIGO VIENDO Urge estar listos para los nuevos tiempos. Muchas gracias. Abrazo bendecido en luz. CECILIA

  3. Graciela Bartoli

    Grandes tus palabras!!! Crecer juntos en un camino, que tiene cuestas arriba y abajo, que eso es maravilloso, que nada es lineal y aprendemos con esos andares y con quien nis encontremos!!!
    Ser como niños es otro de mis lemas!!!
    Gracias por estos años!!!

Responder a Cecilia Cancelar respuesta

A %d blogueros les gusta esto: